El Frente Renovador expresa su rechazo ante los hechos de público conocimiento en los que queda expuesta la contratación en negro de una persona empleada por el Ministro de Trabajo Jorge Triaca, que desempeñaba tareas en su domicilio en Boulogne.

Con la bandera que nos caracteriza por la defensa del trabajador y la clase media, el Frente Renovador manifiesta su total rechazo y preocupación ante la actividad ilegal desarrollada por quién debe velar por el trabajo en registrado.

En las últimas horas, se dio a conocer que la empleada del Ministro de Trabajo de La Nación denunció públicamente que se la echó sin pagarle la correspondiente indemnización y que estaba contratada en negro como casera en la quinta familiar de Triaca, con el agravante de que la trabajadora fue insultada y maltratada por el ministro.

A su vez,  se conoció a través de la denuncia que la persona de apellido Heredia además estaba contratada por el Sindicato de Obreros Marítimos Unidos (SOMU) para de esta manera cobrar en blanco lo que no percibía por sus labores en la casa del ministro, por estos hechos y por tratarse de un dirigente de primera línea que debería ocuparse de que todos los argentinos cuenten con un empleo digno y regulado.

Cabe destacar que en Argentina, el 20% de las trabajadoras se desempeña en el servicio doméstico. Una rama que aún hoy sufre de las informalidades y de los salarios más bajos de nuestro país. En la actualidad hay derechos de los cuales muchas veces se encuentran excluidas: más de un 76% no tienen acceso a vacaciones, aguinaldo, días de enfermedad, licencia por maternidad, entre otros. Hechos que corresponden a casos de violencia económica porque impactan negativamente y afectan la subsistencia económica de una persona.